Una muestra inmersiva convertirá al Jardín Botánico en un museo a cielo abierto

Como en las grandes ciudades del mundo Buenos Aires tendrá por primera vez su propia muestra lumínica  e inmersiva del 01 al 31 de julio todos los días de 18:30 a 22:00 hs

Secret Garden propondrá al público una experiencia sorprendente al descubrir los espacios secretos que el Jardín Botánico alberga transformándolo en un verdadero museo de luz.Tecnología y cuidado del medioambiente unidos con un único fin: asombrar a los visitantes mediante un recorrido de instalaciones artísticas donde la luz será la principal protagonista.

Este espectáculo lumínico, de los creadores de exposiciones internacionales tan exitosas como Meet Vincent van Gogh; Barça the Exhibition; y de los Christmas Garden en España, se estrenará mundialmente –el sábado 1 de julio– en Buenos Aires, lo que demuestra la relevancia de la escena local en materia de entretenimiento con propuestas de primer nivel global.

El público irá descubriendo diferentes instalaciones en un viaje conceptual que mezclará elementos y símbolos universales como la vida, la naturaleza, la biodiversidad, el espacio, la música, el amor, la reflexión, los pensamientos, los astros y el arte.

Todo ello a través de instalaciones artísticas lumínicas, sorprendentes videos mappings, figuras gigantescas, proyecciones, instalaciones de luces LED, neones e interactivas que irán dando forma a una serie de extraordinarias 18 postas inmersivas, tanto visuales como auditivas. A su vez, cada visitante completará su experiencia personal al tomar instantáneas de este ambiente mágico y compartirlas en sus redes sociales: #SecretGarden 

Asimismo, en el año de la celebración por los 125 años del Jardín Botánico de Buenos Aires (inauguró el 7 de septiembre de 1898), el espectáculo conmemorará -en una de sus instalaciones- la figura de quien fue su creador, Carlos Thays, resaltando su legado como arquitecto, naturalista y paisajista y su invaluable aporte cultural al país, el cual hoy conserva su vigencia. Cabe destacar, además, que este evento tiene como premisa la protección del parque y el cuidado del Botánico como patrimonio arquitectónico de la Ciudad de Buenos Aires.

A partir de julio, Buenos Aires tendrá su propia muestra lumínica e inmersiva, para que el público local redescubra la belleza de uno de los espacios naturales más emblemáticos de la ciudad y el turismo internacional conozca la riqueza biológica, cultural e histórica del Jardín Botánico Carlos Thays.

Será, además, una oportunidad para contemplar de noche las más de treinta obras de arte que el Botánico aloja en sus jardines -entre esculturas, monumentos y fuentes-, y que por primera vez se realzarán en entornos iluminados únicos e irrepetibles.

 

Más de Nuestra Redacción TB
Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *